El proyecto de Presupuesto General de Ingresos y Egresos de la República de 2021 establece una partida de 1,833 millones de lempiras para el Consejo Nacional Electoral (CNE), que servirán para financiar las elecciones primarias y generales del 2021 en Honduras.

Para 2020, el CNE cuenta con una asignación de 133 millones, es decir que el aumento para esa entidad en 2021 sería de 1,700 millones.

Temas relacionados

Hay que tomar en cuenta que estos fondos son solamente para el montaje de los comicios que haga el CNE, pero habría que sumar los recursos que inviertan otras instituciones que se involucran en el proceso como el Registro Nacional de las Personas (RNP), Secretaría de Defensa y Secretaría de Seguridad, entre otras.

El CNE deberá de incorporar en los gastos de las elecciones la compra de insumos de bioseguridad para evitar contagios del covid-19, lo que podría elevar el monto de estas votaciones, según analistas.

Mientras, para el Tribunal de Justicia Electoral (TJE) se incorporan 90.2 millones para el próximo año versus 35 millones de este periodo, lo que representa una diferencia positiva de 55.2 millones.

El proyecto presupuestario fue enviado por la Secretaría de Finanzas al Congreso Nacional el lunes pasado para su aprobación.

Descargue la propuesta de presupuesto por cada institución:

El Consejo Nacional Electoral convocó el domingo pasado a los partidos políticos para que participen en las elecciones primarias del 14 de marzo de 2021.
En esta justa se elijarán candidatos a presidente de la República, tres designados presidenciales, 128 diputados propietarios y suplentes, 298 a alcaldes y 2,142 regidores municipales.

En el CNE hay 14 partidos inscritos, pero solo se espera que los tres mayoritarios, Libertad y Refundación, Partido Liberal y el oficialista Partido Nacional asistan. Las elecciones generales se realizarán el 28 de noviembre de 2021.

Este llamado se realizó en medio de una crisis política provocada por el reclamo de los partidos de la oposición que demandan que se apruebe la figura de las segunda vuelta o balotaje.

De igual manera, la aprobación de la nueva Ley Electora en el Congreso Nacional fue suspendida la semana pasada debido a que unos 20 diputados opositores se retiraron de la sesión virtual al argumentar que el Poder Legislativo pretende retrasar la creación de esta norma para que no sea la que se aplique en los próximos comicios.

El censo electoral de 2017 tenía registrados a 6.2 millones de personas, pero la oposición pide que este padrón no sea el utilizado para los nuevos comicios, pues tiene 50 mil muertos habilitados para votar.

El Tribunal Supremo Electoral, que fue sustituido por el CNE, invirtió unos 2,300 millones en el periodo 2014-2017 para la realización de las elecciones primarias y generales de 2017, según un informe financiado por el Instituto Nacional Demócrata.

El monto total del proyecto presupuestario asciende a 288 mil millones de lempiras, un 1% menor al presupuesto actual, pero diferentes analistas consideran que es irreal, pues los ingresos tributarios han bajado en casi 30 mil millones de lempiras por la crisis generado por el covid-19.