La normalidad ha regresado este miércoles 25 de marzo a la provincia de Hubei, Wuhan, China, cuna de la pandemia del coronavirus (covid-19), donde sus habitantes han vuelto a las calles tras tres meses de estricta cuarentena.

Los trenes y los autobuses ya se han puesto en marcha. Los bloqueos en las carreteras ya se han levantado. La provincia de Hubei -con la excepción de su capital Wuhan- ha disfrutado este miércoles de su primer día de libertad.

Temas relacionados

Muchas personas han comenzado a viajar a otras ciudades de China.

El martes, el gobierno chino anunció que se levantaban las restricciones a la libre circulación, bajo ciertas medidas. La provincia no ha informado de ningún nuevo caso confirmado de la enfermedad, aunque cuenta aún con 1,358 pacientes en estado grave.

En Hubei han tenido lugar dos tercios de las muertes por la pandemia registradas en China, en total más de 3,200. En todo el país se han contagiado casi 82,000 personas desde que se detectaron los primeros casos, de los que 50,006 se localizaron en Wuhan.

Algunos oficios se han vuelto a retomar bajo las medidas impuestas por las autoridades de Hubei.

Aunque las autoridades de Hubei han exhortado a los residentes que puedan hacerlo a regresar cuanto antes al trabajo, los comercios en Wuhan reabrirán de manera gradual, y tendrán que demostrar que se cumplen todas las medidas sanitarias para evitar un segundo brote de la enfermedad.