El París Saint-Germain apoyó el lunes a su jugador estrella Neymar que afirma haber sido víctima de insultos racistas el domingo durante el clásico perdido en casa (1-0) contra el Marsella.

"El París Saint-Germain apoya firmemente a Neymar, que informó haber sido víctima de insultos racistas por un jugador rival (…) el París Saint-Germain cuenta con la comisión de disciplina de la LFP para investigar y poner luz sobre estos hechos", indicó el campeón de Francia y subcampeón de Europa en un comunicado.

https://twitter.com/PSG_espanol/status/1305570402991779841

Por su parte, el Olympique de Marsella defendió a su defensa Álvaro González, afirmando que "no es racista", cuando el jugador español fue el objeto de la acusación de racismo hecha por Neymar.

"Álvaro González no es racista. Nos lo ha demostrado con su comportamiento a diario desde su llegada al club, así como ya lo han testimoniado sus compañeros de equipo", escribió en un comunicado el club, que se califica de "símbolo incluso del antirracismo en el deporte profesional francés".

"El club se pone a disposición de la comisión de disciplina para cooperar plenamente en la investigación del conjunto de los hechos", añade el Marsella.

https://twitter.com/OM_Espanol/status/1305577808756969472

Precisamente, la comisión de disciplina de la Liga de Fútbol Profesional (LFP) francesa tratará el miércoles las cinco tarjetas rojas mostradas en el Clásico.

Los miembros de la comisión independiente están encargados de determinar el número de partidos de suspensión para Neymar, Layvin Kurzawa y Leandro Paredes, del PSG, y Darío Benedetto y Jordan Amavi, del Marsella, todos expulsados en el descuento tras una batalla multitudinaria.

Según el baremo disciplinario de la Federación Francesa de Fútbol (FFF) utilizado como referencia por la Ligue 1, un jugador culpable de un "acto de brutalidad/golpe" puede recibir hasta siete partidos de suspensión si el hecho ocurre fuera de una acción de juego, sin desembocar en una lesión.

Posible suspensión

El organismo podría tratar las acusaciones de racismo señaladas por Neymar hacia el defensa marsellés, Álvaro González.

La comisión puede decidir lanzar una instrucción sobre estos supuestos actos, a partir del informe entregado por el árbitro, apoyándose en las imágenes de televisión.

Angel Di Maria habría podido escupir a Álvaro González, según el entrenador del Marsella, André Villas-Boas, tras el partido, pero este gesto "ha sido objeto de una búsqueda por la asistencia vídeo y hasta ahora, no ha encontrado imágenes que lo prueben", indicó a la AFP Pascal Garibian, director técnico del arbitraje (DTA).

Todo comportamiento racista puede ser objeto de una suspensión máxima de diez partidos. Un acto de escupir dirigido hacia otro jugador puede desembocar en una suspensión de hasta seis partidos.

La decisión de la comisión es esperada el miércoles por la noche, cuando el PSG se enfrente al Metz en partido atrasado de la primera jornada de la Ligue 1 francesa.

Te podría interesar: Jugador español ha recibido innumerables amenazas a muerte tras su incidente con Neymar