Un árbitro murió tras una riña en un partido de fútbol amateur en el estado de Nuevo León, México.

El silbante, quien fue identificado como Juan Hernández, de 62 años de edad, falleció luego de que se calentaran los ánimos durante el encuentro amateur y donde uno de los jugadores discutió con el árbitro y lo empujó.

Te puede interesar: Árbitro casi pierde un ojo por agresión de un futbolista

Durante la caída, Hernández sufrió un fuerte golpe en la cabeza que lo dejó inconsciente por 15 minutos, por lo que, fue trasladado al hospital, sin embargo, a los pocos días del incidente murió.

La policía llegó al lugar y los testigos presentes señalaron al jugador Jonathan G. de 23 años de edad como el responsable de empujar al árbitro.

Según el comunicado, "la víctima fue blanco de un reclamo por parte del ahora detenido, quien además le propinó un empujón, ocasionando que cayera al suelo y perdiera el conocimiento por aproximadamente 15 minutos". 

https://twitter.com/ssp_guadalupe/status/1229991272259170304