Feligreses rezan al Santo Niño de los Milagros de la iglesia de San Miguel Arcángel, en Ciudad de México, para que su selección de fútbol derrote a sus rivales en el Mundial de Qatar 2022.

Esta tradición inició en 1986 cuando México fue anfitrión de la Copa de la FIFA y que logró un hito que no ha podido repetir, llegar al quinto partido.

Cuando el "niño dios" llegó a la parroquia en los años 70 se decidió que estaría vestido con ropa que se le pondría a un menor de edad, sin embargo, cuando el Mundial llegó a tierras aztecas feligreses pidieron al cura de la iglesia ponerle vestimenta del equipo nacional de fútbol.

VEA: Vídeo: Comentarista español confunde a joven discapacitado con un mono durante inauguración de Qatar 2022

Al Santo Niño se le adjudican varios milagros y la sanación de menores de edad de toda clase de enfermedades y complicaciones, por ello los creyentes suelen dejarles ofrendas como juguetes, no obstante, también esta arraigado con el balompié.

Su afinidad con el fútbol se concretó cuando en los partidos mundialistas en el 86' contra BélgicaParaguay, Irak y Bulgaria, México logró tres victorias y un empate. Posteriormente acabó su participación en el torneo tras perder en penales contra Alemania, quien terminaría siendo subcampeona del mundo.

Esta justa mundialista no es la excepción y el "niño dios" vestido con el uniforme del Tri recibe visitas de personas que le rezan porque la Selección de México no caiga durante su viaje a Qatar y que al menos, se pueda llegar nuevamente al quinto partido.

LEA: Memes no perdonan a Argentina y la destrozan tras su derrota ante Arabia Saudita