Desde hace ya varias semanas que los países están vacunando contra la Covid-19 a parte de su población. Debido a la escasez de unidades, cada país ha ideado su propia estrategia de vacunación con el fin de repartir las primeras dosis a la gente más vulnerable, la mayoría de ellas, destinadas a personas ancianas.

Conscientes de ello, dos mujeres han protagonizado una surrealista situación en el Condado de Orange (Florida, Estados Unidos) intentando burlar todo el proceso de selección yendo disfrazadas de abuelas con el fin de recibir la vacuna. Parece una escena de una película de Eddy Murphy, pero ha pasado en la vida real.

Las autoridades sanitarias han logrado desenmascarar a las dos mujeres al comprobar sus respectivos permisos de conducir, que indicaban que tenían una edad muy diferente a la que decían. “Tenemos personas que fingen ser mayores para vacunarse. Nos dimos cuenta de que dos señoritas vinieron disfrazadas de abuelas para vacunarse por segunda vez, así que no sé cómo escaparon la primera vez. Vestían con gorros, los guantes, las gafas, todo y probablemente tenían 20 años”, ha declarado Raúl Pino, oficial de salud del condado.

Y es que resulta que estas dos mujeres ya habían recibido la primera dosis de la vacuna, al menos así lo reflejaban sus tarjetas sanitarias, pero se desconoce si lograron esquivar los controles de la misma manera (yendo disfrazadas). Ambas han sido trasladadas y detenidas en la oficina del Sheriff del Condado de Orange. Medios locales han filtrado posteriormente que se trata de una mujer de 34 años y otra de 44.