El nuevo estudio realizado por la “National Literacy Trust” que es una organización británica que promueve la alfabetización, encuestó 5 mil jugadores de videojuegos de las edad de 11 y 16 años, revela que 2 de cada 5 niños estuvieron más motivados para leer sobre los juegos, así también como noticias y libros referentes al entretenimiento.

Los estudios también indicaron que los jugadores, especialmente los niños, pueden beneficiarse de los juegos para incentivarlos a la lectura cotidiana.

Además, “que el 73 por ciento de sus jugadores dijo que los juegos los hacían sentir parte de una historia, aumentando su interés en las narrativas de una manera que potencialmente podría conducir a la lectura o la escritura.” afirma el comunicado hecho por la organización de Inglaterra.  

Este estudio indica que los juegos benefician a muchos niños, especialmente durante la cuarentena.  Además, los niños y adolescentes que fueron encuestados, expresaron que los juegos les ayudaron a ponerse en los pies de los demás, cuando están pasando momentos negativos y/o de peligro, desarrollando empatía por los personajes con los que juegan.

Los niños experimentan un gusto por la lectura y escritura al jugar con sus amigos. Foto: teléfonicafundación.

También, se entrevistó a los padres y el 60 por ciento dijeron que, si los niños hablan con sus amigos y conocidos, fortalecen su salud mental y se olvidan de lo que está ocurriendo en el mundo a causa del covid-19.

Los resultados señalaron que un 79 por ciento lee los materiales que tienen los videojuegos, y un 63 por ciento también escribe sus propias recomendaciones acerca del juego, como son los trucos y tutorías para ayudar a otros jugadores o crean historias de “fan fiction” de los videojuegos.

“La interacción social en los juegos online y las intensas historias que viven en los videojuegos, tienen en cuarentena un impacto positivo en los niños, distrayéndolos de lo que acontece en el mundo” afirma la National Literacy Trust.

Te puede interesar: Conoce el verdadero nombre de El Chavo del 8 y cómo se quedó huérfano, ¿por qué vivía en la vecindad?