Un exsacerdote llamado Travis Clark se declaró culpable del delito de obscenidad en Luisiana, Estados Unidos tras participar en un encuentro íntimo con otras dos mujeres en el altar de una iglesia.

Clark, de 39 años, servía como párroco en la Iglesia católica de los Santos, donde fue descubierto semidesnudo, acompañado de las dos mujeres, quienes, según indicaron medios internacionales, serían dominatrices sexuales.

El exlíder religioso fue captado luego de que un poblador de la zona notara que las luces del lugar seguían encendidas, por lo que decidió ver por la ventana y captó la bochornosa escena.

El hombre alertó a las autoridades y al llegar, descubrieron a las ciudadanas llevando corsés y botas de tacón alto, además de juguetes sexuales e iluminación de escenario.

Las autoridades determinaron que el encuentro íntimo, el cual quedó registrado en video, fue consensuado y arrestaron a las personas involucradas.

Mientras que, por otro lado, el altar de la iglesia fue incinerado, pues el comportamiento del eclesiástico fue considerado como "una conducta demoniaca".

Las mujeres fueron sentenciadas a dos años de libertad condicional tras ser inculpadas por el delito de vandalismo institucional.

Por su parte, el exsacerdote Clark, además de ser condenado a tres años de prisión, debió pagar una restitución a la iglesia por un valor aproximado de 8 mil dólares (198,560 lempiras).

Lee: Hay monjas y sacerdotes con 'el alma debilitada' por ver pornografía 'normal', según el papa