Pedro Barahona, encargado del Centro de Operaciones de Emergencia Nacional del Centro de Estudios Atmosféricos, Oceanográficos y Sísmicos (Cenaos), detalló el domingo (22.11.2020) que unos 800 mil hondureños fueron afectados y más de 70 personas fallecieron tras el paso de los fenómenos Eta e Iota por Honduras.

Según el experto de Cenaos, más de 3 millones de hondureños fueron impactados indirectamente y unos de 800 mil sufrieron los daños graves generados por ambas tormentas que han azotado a Honduras en noviembre.

Temas relacionados

"Iota y Eta dejaron tras su trayectoria por Honduras, muerte, lluvias, damnificados y destrucción en el campo. Sigue la alerta roja porque miles de damnificados se encuentran en albergues todavía", apuntó Barahona.

Barahona indicó, además, que a nivel nacional hay unos 970 albergues con más de 88 mil personas refugiadas, pues muchas de las zonas afectadas aún continúan bajo riesgo.

"Las viviendas dañadas suman 522 y las afectadas unas 17 mil, de igual manera, 83 carreteras resultaron afectadas, un aeropuerto cerrado y 88 mil personas albergadas", precisó.

Asimismo, se maneja que tras el paso de ambos fenómenos Honduras reporta 72 muertes. 58 tras Eta y 14 luego del trayecto de Iota por el territorio nacional.

https://twitter.com/HondurasCopeco/status/1330481190214782986

Además, aseguró que hay cerca de 185 mil personas incomunicadas, 10 puentes destruidos y 19 puentes dañados.

Se esperan más lluvias y alertan sobre nuevas inundaciones

La Secretaría de Gestión del Riesgo y Contingencias Nacionales (Copeco) detalló que se esperan más lluvias para el fin de semana, así como para el lunes y martes de la próxima semana, por lo que han alertado sobre nuevas inundaciones, sobre todo en la zona norte de Honduras.

Según Copeco, muchas de las zonas afectadas por el paso de las tormentas Eta e Iota siguen bajo riesgo, pues aún no se ha drenado el agua que las cubrió casi por completo, lo que las vuelve vulnerables a nuevas inundaciones.

Además, las autoridades han alertado sobre nuevas inundaciones debido a las lluvias que se generan en la zona norte del país, lo que podrían provocar el desbordamiento de los ríos Ulúa y Chamelecón.

También: 'No queremos alarmar, pero regresen a los albergues', Copeco advierte a damnificados que corren peligro si regresan a zona inundada