El experto en temas de cambio climático, César Quintanilla, brindó este domingo un impactante testimonio tras haber padecido de dengue grave, enfermedad que lo mantuvo al borde de la muerte.

Durante su participación en el programa 30/30, de TSi, Quintanilla reveló detalles de uno de los momentos, según él, más difíciles que ha pasado en su vida; luego de pasar varios días internado en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) de un centro asistencial en Tegucigalpa, capital de Honduras.

César, el único hondureño certificado como líder mundial contra el cambio climático, declaró que días antes de ser ingresado al hospital, presentó fiebre y dolor de cabeza durante un día.

Los médicos procedieron a realizarse exámenes con la sorpresa que los parámetros salieron normales; sin embargo, en las horas siguientes, su condición de salud empezó a recaer.

César Quintanilla venció a la muerte

Una vez internado en el centro asistencia, los médicos le confirmaron a César Quintanilla que tenía dengue y le notificaron que lo ingresarían a la UCI, lo que encendió sus alertas.

Posteriormente, detalló que con el paso de las horas, comenzó con un sangrado nasal, en sus encillas y se le reventaron varios vasos de su ojo derecho.

"No me podía mover, sentía que la vida se me estaba acabando (...) a tal grado que empecé a comprender a las personas cuando están al borde de la muerte. Empecé a ver una película de cuando estaba niño, un episodio con padre, que ya está muerto; y de repente quería pedir ayuda, porque miraba sombras alrededor de mi camilla y comencé a sentir un miedo como aterrado", dijo Quintanilla.

Seguidamente, añadió que "en ese momento comencé a girar mi cabeza y dice, 'me estoy muriendo', sentía pánico. De repente, en mi cabeza escuché una voz que me dijo: 'mira que te mando a que te esfuerces y seas valientes, no temas que Jehová está contigo a donde quiera que vayas'".

'Uno se siente que la vida se le va': Quintanilla

Tras casi una semana hospitalizado, la mayoría en UCI, César apuntó que "sentía que la vida se le estaba yendo", pero en su interior decía que esa enfermedad no lo iba a vencer.

"Sentía que moría, que no la libraba", declaró César Quintanilla, quien finalizó su participación pidiendo a la población hondureña tomar todas las precauciones para evitar ser parte de las estadísticas del dengue.

Dengue en Honduras

Honduras declaró emergencia por dengue desde el 31 de mayo debido al incremento de casos sospechosos de dengue, enfermedad transmitida por la picadura del zancudo Aedes Aegypti.

Según cifras oficiales, de enero al 7 de junio de 2024, Honduras reportaba más de 30,000 casos sospechosos de dengue. Las autoridades han confirmado la muerte de 20 personas por el virus. Otros 18 decesos asociados al dengue están en estudio.

Expertos advierten que Honduras podría enfrentar en 2024 una epidemia de dengue similar a la de 2019, cuando se confirmó el fallecimiento de 180 personas.

Con el fin de disminuir la incidencia de dengue, Salud realiza gestiones a través del Programa Ampliado de Inmunizaciones (PAI) para adquirir vacunas para aplicar a las personas más vulnerables a la enfermedad.

Las vacunas contra el dengue aprobadas por la Organización Mundial de la Salud (OMS) son la Dengvaxia y Takeda.