Un vídeo, que ha circulado en redes sociales en las últimas horas, muestra a decenas de reclusos sospechosos de covid-19 tirados en el piso de una sala de aislamiento en la Penitenciaría Nacional Marco Aurelio Soto, ubicada en Támara, Francisco Morazán.

De acuerdo con la información constatada por el noticiero TN5 Matutino, todas las personas que se encuentran en esa sala son sospechosas de covid-19, por lo que permanecen aisladas.

En ese sentido, el presidente del Comité para la Defensa de los Derechos Humanos en Honduras (Codeh), Hugo Maldonado, manifestó que los mismos privados de libertad le han informado que "de 3,850 privados de libertad del recinto general, no menos de mil presentan síntomas de covid-19".

Lea también: Honduras: Unas 3,500 pruebas de covid-19 siguen "pendientes de análisis", denuncia Colegio de Microbiólogos

Además, agregó que esperan "que se les pueda proporcionar el tratamiento 'Maíz' o 'Catracho' para que los reclusos puedan restablecerse de su salud".

De la misma manera, lamentó que reclusos con enfermedades de base "aún se encuentren privados de libertad".

https://youtu.be/B3BPnl2oQxY

De acuerdo con el último reporte de las autoridades de la Región Metropolitana de Salud del Distrito Central, en conjunto con el Sistema Nacional de Gestión de Riesgos (Sinager), en la Penitenciaría Nacional se registran 121 casos de coronavirus.

En ese sentido, ese centro penitenciario es la zona más afectada por el covid-19 en el Distrito Central, capital de Honduras.

Además: Video: hondureños pelean con la Policía el cadáver de una mujer que Sinager dijo que murió por coronavirus en Valle