Una joven hondureña recurrió a su cuenta de TikTok, @raquelfloreshn, para contar la mala experiencia que vivió siendo empleada doméstica en San Pedro Sula, Cortés.

La ahora radicada en Estados Unidos, estaba lavando los platos de su vivienda y recordó ese mal momento de su adolescencia, por lo que decidió contarlo a sus seguidores.

Según explicó, cuando tenía apenas 13 años su padre le ordenó hacer su maleta y le dijo que iba a ser colocada como empleada doméstica de una familia de mejores recursos económicos.

Ya estaba nerviosa por iniciar una nueva etapa en su vida, pero todo se volvió peor cuando escuchó la primera indicación que le dio su jefa.

"Lo primero que me dijo fue: 'esta es tu gaveta, aquí está tu tenedor, tu cuchara, tu plato (todo de plástico), no puedes compartirlo más que con tu otra compañera que también es sirvienta'", rememoró.

¿Los jefes actuaron bien o fue discriminación?

"Cuando sos pobre en Honduras, te toca trabajar desde niña y te tratan como si no fueras humano", fue el texto con el que acompañó el tiktok que publicó este lunes.

El clip se viralizó en la plataforma china, donde ya supera las 150 mil reproducciones, los 4 mil likes (me gusta) y acumula más de 300 comentarios, donde muchas personas revelaron que pasaron por lo mismo.

"Me pasé exactamente lo mismo hace menos de una semana", "A mi me pasó muchas veces; es más, de lo que a ellos les sobraba en la mesa esa era mi comida" y "Yo era el mandadero, la doña hervía mi taza y plato para no contaminar los de ella", se puede leer.

Sin embargo, hay quienes consideran que está es una manera efectiva para evitar cualquier tipo de contagio de enfermedades virales y que las aplican con los miembros de su familia.

A pesar de ello, Raquel considera que eso que vivió "no era normal" y una discriminación contra una menor de apenas 13 años.

LEA TAMBIÉN: ¡Desde las alturas! Migrante olanchana muestra su trabajo en Estados Unidos