Un grupo de docentes, en representación de varios colegios magisteriales de Honduras, realizó un plantón el miércoles en las afueras de la Dirección Departamental de Educación Francisco Morazán, para exigir sus derechos ante la falta de audiencias para obtener plazas y los pagos de planillas.

Los manifestantes exigieron al administrador Mario Quezada que no involucre a otras personas "como municipales y distritales para la selección del personal", que se respete el derecho a la junta de selección, entre otras medidas.

Con carteles en mano, banderas instaladas en el portón principal y ubicados afuera de la Distrital, los maestros hicieron un llamado al ministro de Educación.

https://youtu.be/bSHPu1Rk54o

"Hacemos un llamado al ministro Arnaldo Bueso para que solvente esta situación, pues queremos que mande a otra persona que tenga las competencias como administrador y que conozca las cosas del campo educativo, también que se respete el derecho de los concursantes ya que se hicieron audiencias, pero no en su totalidad y dejaron por fuera algunas áreas de educación media", manifestó Carmen Canaca, representante y miembro propietario del Colegio de Pedagogos de Honduras (Colpedagogosh).

Docentes pertenecientes a los colegios magisteriales de Honduras realizando una huelga en la Dirección Departamental de Educación Francisco Morazán. Foto: Bivian Montoya.

Por otro lado, Victoriano Castillo, representante del Colegio de Profesores de Educación Media de Honduras (Copemh), afirmó que la huelga será de tiempo indefinido hasta que el ministro de Educación tome en cuenta la exigencia que están haciendo en la toma los colegios magisteriales del país.

"En este momento tenemos más de más de 500 acuerdos que no entraron en las planillas y como representante gubernamental no ha visto por nuestras exigencias", expresó Castillo refiriéndose a que el actual administrador, Mario Quezada, no da respuesta a las exigencias antes mencionadas.

https://youtu.be/ofuwtWTXWbc

Te puede interesar: Violento enfrentamiento entre manifestantes y policías en el centro de Tegucigalpa en pleno 15 de septiembre que 'nadie circula'