El abogado constitucionalista Javier Sandoval aseguró este martes que detrás de la repentina propuesta del presidente del Congreso Nacional (CN), Luis Redondo, de un Tribunal Constitucional, no hay sanas intenciones.

En ese sentido, Sandoval dijo que crear un Tribunal Constitucional esconde una trampa lejana del interés nacional.

"Solo las personas ingenuas podrían, incluso, creer que lo que realmente se persigue es la creación del Tribunal Constitucional. No, aquí lo que realmente se busca es llamar la atención del pueblo hondureño", declaró el profesional del derecho.

Una de las recomendaciones de la Comisión de la verdad

De su lado, el analista político Joaquín Mejía, indicó que si bien es cierto el Tribunal Constitucional es una de las recomendaciones de la Comisión de la Verdad y la Reconciliación, tras el golpe de Estado de 2009 contra José Manuel Zelaya, lo ideal sería que se discutiera todo el paquete de las recomendaciones.

"Es necesario, primero, cambiar el mecanismo para elegir todas las altas magistraturas del Estado, porque si será el CN que elegirá al Tribunal Constitucional vamos a tener el mismo problema que hemos tenido últimamente", señaló Mejía.

No obstante, desde el oficialismo defienden que es necesario un organismo independiente que dirima los conflictos entre poder del Estado.

"¿Qué tiene que ver el Tribunal Constitucional con la perpetuidad del poder?, teníamos Corte Suprema de Justicia y Sala de lo Constitucional y fue la que decretó la reelección de Juan Orlando Hernández", apuntó el diputado de Libre, Ramón Barrios.

Propuesta de Tribunal Constitucional

Luis Redondo presentó a inicio de mayo ante el pleno una iniciativa de ley orientada a crear el Tribunal Constitucional "autónomo e independiente".

Dicha iniciativa propone reformar el Decreto 131 del 20 de enero de 1982,que es la Constitución de la República, agregando un segundo capítulo relacionado con el Tribunal Constitucional.

Redondo detalló que contra las sentencias emita el Tribunal Constitucional no habrá recurso alguno que pueda ser revocado.

"El Tribunal Constitucional tendrá jurisdicción nacional, seria independiente de los poderes del Estado, sus miembros, alcance, organización atribuciones y funciones serán regulados por la Constitución", dijo Redondo.