El Consejo Nacional Anticorrupción (CNA) presentó el viernes (18.12.2020) el decimotercer informe "La corrupción en tiempos del covid-19" que hace referencias a algunos daños que traen los hospitales móviles que se instalarán en Choluteca y en Santa Rosa de Copán.

De acuerdo a la investigación del CNA, los sanatorios que llegaron al país el 12 de octubre no tienen sistema eléctrico en las zonas de instalación, presentan corrosión, filtración de agua, entre otros daños, lo que implica un atraso en la entrega de los módulos hospitalarios.

En las fotografías anexadas al informe, se observan llaves de cerraduras quebradas y malos trabajos de pintura, también se identifican filtraciones de agua lluvias que recorren todo el panel central del módulo.

Asimismo, se observan llavines, bisagras, paneles, instalaciones en general en diseño y construcción de muy mala calidad para el tipo de uso que se les dará a estos módulos hospitalarios.

Vea también: Pelotazos entre Invest-H y Sesal por hospital móvil de Tegucigalpa que aún no entra en funcionamiento

"No se ancló un deshumidificador en el módulo de GAS, el cual al no estar fijado al suelo se cayó y quebró un manómetro en el tanque de presurización de agua; producto del movimiento del traslado", señala el informe.

Además agrega que, "esas fallas pueden provocar graves daños a los equipos médicos y peor aún, el hecho de que pueden poner en riesgo la vida de algún paciente en estado crítico que dependa de algún tipo de equipo médico de cuidados intensivos".

Además: Entre enero y febrero de 2021 entregará Invest-H los hospitales móviles de Santa Rosa de Copán, La Ceiba, Juticalpa y Danlí

Sobrevaloración

El informe sostiene que la sobrevaloración en la compra es evidente y cuestiona el hecho de que una comisión de Inversiones Estratégicas de Honduras (Invest-H), haya viajado hasta Turquía para avalar la adquisición de esos hospitales, ya que los mismos presentan más daños que los primeros dos que llegaron al país.

El CNA señala que el predio donde se encuentra el hospital de Santa Rosa de Copán no hay energía eléctrica y no hay acceso a la zona, eso podría comprometer la puesta en marcha de este módulo asistencial.

De acuerdo a especialistas en el tema energético, será necesario la instalación de aproximadamente 70 postes para el tendido eléctrico para que el hospital funcione con suficiente energía.

Asimismo, expresa su preocupación por las fallas que siguen presentando los demás hospitales móviles que aún no entran en funcionamiento, que incluso la estructura móvil instalada en San Pedro Sula, que ya funciona, sigue presentando algunos defectos preocupantes.

Cabe señalar que Invest-H adquirió siete hospitales móviles para la atención de pacientes de covid-19, por un monto de 48 millones de dólares (unos 1,180 millones de lempiras), los cuales llegaron a Honduras con un atraso de casi siete meses.

Vea el informe completo: "La corrupción en tiempos del covid-19"