Como positiva tildan migrantes hondureños la visita de la presidenta Xiomara Castro a la ciudad de McAllen, Texas, donde constató la situación que viven los compatriotas en el exterior.

“Es positivo que la presidenta esté tomando acciones y que conozca la realidad de la migración en los Estados Unidos”, dijo Juan Flores, de la Fundación 15 de septiembre.

Como él, también Isaac Dubón, migrante hondureño, dijo que esperan que la atención sea mejor para los catrachos que viven en Estados Unidos.

“Esperamos que este viaje le haya servido a los funcionarios públicos y a la Presidenta para darse cuenta de la necesidad y situación que hay", señala Dubón.

Pero Juan Flores cree que nada cambiará, que seguirá siendo el mismo servicio en el que lo que menos hay es un trato rápido y de calidad.

"Nada cambiará, no pasará nada porque el Gobierno no tiene estructura en los consulados para mejorar la atención", señaló Juan Flores.

Oportunidad

Para los hondureños que viven en Estados Unidos la visita de Xiomara Castro es una gran oportunidad para que Honduras fortalezca las relaciones con ese país y atienda los problemas de la migración.

"Esperamos que las relaciones con Estados Unidos se fortalezcan. Son 1.5 millones de hondureños radicados", dice Isaac Dubón.

A la vez piden un Estatus de Protección Temporal (TPS) para más de 300 mil hondureños que entraron por la pandemia y los huracanes Eta e Iota.

Una petición que la propia mandataria concretizó con el secretario de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Alejandro Mayorkas.

“Lo importante es que la presidenta mantenga buenas relaciones para que la comunidad hondureña obtenga beneficios", comentó Dubón.

La comunidad hondureña de migrantes aboga porque la mandataria con acciones muestre la preocupación por los problemas que les aquejan, empezando por una mejor atención en cada consulado.

LEA: Hondureños pueden aplicar a nuevo programa de reunificación familiar en Estados Unidos