Italia ha comenzado la planificación del proceso de desconfinamiento tras 56 días manteniendo las medidas de contención para prevenir la pandemia del coronavirus (covid-19) que ha dejado hasta la fecha cerca de 29 mil fallecimientos en el país europeo.

A partir del lunes 4 de mayo, los italianos podrán volver a las calles de una manera parcial tras haberse anunciado el desconfinamiento, pese a que los casos continúan en aumento, aunque en menos escala, y los fallecimientos siguen reduciéndose de manera gradual.

Sometidos desde el pasado 9 de marzo, los italianos, que han sido duramente golpeados por la pandemia que ha dejado cerca de 212 mil contagios en el país, se preparan para volver a reactivar actividades en parques, las visitas a sus familiares y hasta las reuniones entre no más de 10 personas.

Estas medidas de circulación parciales comenzarán en las provincias de Calabria y Véneto, las menos azotadas por la pandemia, que antes ya habían comenzado a aliviar las restricciones y han habilitado comercios como bares y restaurantes, pero previniendo las aglomeraciones de más de 30 personas.

Asimismo, otros sectores de la economía como la industria de la construcción, talleres de autos y tiendas de jardinería reanudaron desde el pasado 27 de abril. Sin embargo, las actividades académicas no se reanudarán hasta septiembre.

Aunque Italia, España, Estados Unidos y otros países del mundo han comenzado en su proceso de desconfinamiento, aún hay más de 4 mil 600 millones de personas confinados por la pandemia que ya ha cobrado la vida de más de 242 mil personas.

Además: "Es como una liberación", dicen españoles tras fin del confinamiento por el covid-19