Las autoridades colombianas capturaron a un grupo de personas que reclutaba a menores de edad con falsas promesas con la intención de prostituirlas.

La Policía Metropolitana de Bogotá, Colombia, detuvo a cuatro personas por suponerlas responsables de prostituir a niñas menores de edad, muchas de ellas extranjeras, quienes eran engañadas por estas personas que les ofrecían trabajo en la capital y las sometían a aberrantes torturas utilizando pinzas y hasta un taladro.

Según una investigación policial, la red, conocida como “Los Verdugos”, integrada por dos hombres de nacionalidad venezolana y una pareja de colombianos, operaba en un bar al sur de la ciudad, donde obligaban a las niñas a tener relaciones sexuales con distintos hombres y las maltrataban para asegurar su silencio.

Te puede interesar: Patrulla fronteriza detuvo a 55 inmigrantes que se mantenían ocultos en una casa de Nuevo México

Amarrada de manos, con amenazas de quebrar sus dientes y golpeada por un arma de fuego en la boca mientras arrancaban su cabello, fue lo que mostró un vídeo obtenido por los agentes policiales en el que se ve la forma despiadada en la que los agresores torturaban a las niñas.

Además, la grabación muestra el momento en el que los captores aprietan los dedos de los pies de la joven con varias pinzas de presión, la cachetean y amenazan con matarlas mientras encienden un taladro. Estos vídeos, fueron grabados por los mismos hechores, en sus teléfonos móviles los cuales quedaron en posesión policial.

“La menor del vídeo habría sido agredida como represalia luego de que uno de los administradores del establecimiento donde era obligada a prostituirse se enterara de que ella le reveló a un cliente del lugar que ahí vendían licor adulterado”, expresó Elena Gómez, coronel de la Policía.

https://twitter.com/PoliciaBogota/status/1308036481534095361

El general Carlos Rodríguez, comandante de la Policía Metropolitana de Bogotá, informó para RT que la medida de aseguramiento fue posible gracias al testimonio de cuatro menores extranjeras reclutadas, las cuales ya fueron devueltas a su país de origen. Además, agregó que el bar donde operaban fue cerrado.

Finalmente, Rodríguez señaló que los delitos de los que se les acusó a los implicados fueron trata de personas, inducción a la prostitución y tortura.

Además: 'Coyote' hondureño es detenido infraganti por supuesto tráfico de personas