El alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, alertó al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, que en 10 días la pandemia de coronavirus se puede volver insostenible para su estado.

De acuerdo con el alcalde neoyorquino, esta pandemia está solicitando a gritos que Trump actúe y vele por la salud de la población de su país. De Blasio sostiene que están a "unos 10 días de ver una escasez generalizada de respiradores, máscaras quirúrgicas, lo necesario para mantener un sistema hospitalario en funcionamiento", según detalla la cadena estadounidense NBC.

La máxima autoridad de Nueva York calificó al covid-19 como la mayor crisis interna desde la Gran Depresión (una gran crisis financiera mundial antes de la Segunda Guerra Mundial), por lo que, "si el presidente no actúa, morirán personas que podrían sobrevivir de otra manera: personas mayores, personas que son miembros de familias", aseveró.

A través de su cuenta de Twitter, mediante una secuencia de mensajes conocidos como hilos, se encargó de informar a detalle de lo que está ocurriendo en Nueva York. "El presidente de Estados Unidos es de la ciudad de Nueva York y no moverá un dedo para ayudar a su ciudad natal, y no lo entiendo", denunció.

https://twitter.com/NYCMayor/status/1241801387685502976

"A medida que esta crisis aumenta, también lo hace nuestra ira por la falta de respuesta federal", lamentó. "Necesitamos suministros y los necesitamos ahora. El gobernador Cuomo anunció que un millón más de máscaras N95 vendrán a la ciudad de Nueva York. No hemos visto tales detalles del presidente Trump".

"Estamos al borde de 10,000 casos de covid-19 en la ciudad de Nueva York. Hemos tenido 63 muertes. Representamos 1/3 de los casos en los Estados Unidos y 2/3 de los casos en el estado de Nueva York. Esta crisis está afectando a toda nuestra nación y la ciudad de Nueva York es su epicentro".

"Las personas mayores de 70 años representan el 10% de nuestra población total, pero el 35% de nuestras hospitalizaciones covid-19", agregó.

En ese sentido, hizo un llamado a los neoyorquinos para que protejan a los adultos mayores y tomen las medidas de precaución, ante la falta de apoyo gubernamental. "No podemos enfatizar lo suficiente los riesgos que enfrentan las personas mayores con problemas médicos subyacentes en este momento. Protégelos manteniéndolos fuera del contacto físico con los demás tanto como sea posible".