El asalto al Capitolio de Estados Unidos ha provocado un nuevo impulso de los demócratas para someter por segunda vez a juicio político al presidente Donald Trump.

A menos de una semana para que termine su mandato, Trump enfrentará dos juicios políticos que lo podrían llevar a no terminar su mandato, el cual deberá entregar el 20 de enero.

Temas relacionados

En la historia de Estados Unidos, ningún presidente ha sido enjuiciado políticamente dos veces o en sus últimos días en el cargo, y ninguno ha sido condenado.

¿Qué gana EE.UU?

Dado que a Trump le queda poco tiempo en la Casa Blanca, los legisladores también estudian una disposición en las cláusulas de la Constitución sobre un juicio político que podría permitirles impedir que Trump vuelva a ocupar un cargo en la nación.

La Cámara de Representantes aprobó un nuevo juicio político contra Trump. (Foto: EFE)

Invocación de la Enmienda 14

El Congreso podría aprobar una resolución no vinculante que sostenga que Trump debe estar sujeto a la Enmienda 14 de la Constitución de la República.

Esta es una adición hecha posterior a la Guerra Civil que sostiene que una persona que se ha involucrado en una "insurrección o rebelión" contra Estados Unidos, está descalificada para ocupar un cargo estatal o federal

Una resolución de este tipo no le impediría al mandatario postularse u ocupar un puesto público, porque sin su firma, sería una medida que no tiene fuerza de ley.

Sin embargo, quienes la defienden creen que podría brindar apoyo legal para las demandas que desafían una posible candidatura de Trump.

El Congreso podría ampararse en esta Enmienda 14 si Trump decidiera postularse para presidente en las elecciones de 2024, tal como ha insinuado el actual mandatario.

Vea además: Cámara de Representantes aprueba segundo juicio político contra Trump