Tres privados de libertad fueron estrangulados el jueves en el interior de la cárcel de máxima seguridad denominada "La Tolva", ubicada en el municipio de Morocelí, El Paraíso, en el oriente de Honduras.

Las víctimas fueron identificadas como Carlos Johan Boquín Hernández (24), José Noé Cárcamo Martínez (24) y Pablo Antonio Estrada López (25), miembros de la pandilla 18, informó la portavoz del Instituto Nacional Penitenciario (INP), Digna Aguilar.

Temas relacionados

Lea: ¿Qué está pasando dentro de las cárceles hondureñas? Crímenes de impacto que aún no han sido explicados por las autoridades

https://youtu.be/umHrlJzQFMg

Los reclusos murieron asfixiados y se investigará si el tripe crimen ocurrió en el interior de la celda donde estaban los presos, o si fue en el área del comedor del mismo módulo donde está la pandilla 18, dijo Aguilar.

La vocera del INP aclaró que en el interior de las celdas no existen cámaras de vigilancia, pero sí en el área común, por lo que de haberse registrado en ese perímetro las autoridades podrán determinar la identidad de los agresores.

También: 10 datos sobre el "Boxer Huber", cabecilla de la 18 que pasó de una cárcel en EE UU a morir en prisión en Honduras

La causa del triple crimen podría ser el ajuste de cuentas, porque "lo que manifestaron el resto de privados de libertad que conviven en el mismo módulo, textualmente dijeron que tenían cuentas pendientes con el barrio y por eso les dimos de baja", indicó la portavoz del INP.

Le puede interesar: Al estilo de "El Chapo" Guzmán, así era el túnel por donde se pretendían fugar reos de Támara