Los cambios laborales dentro de una organización siempre serán inevitables, pues cada día las exigencias son variadas y los resultados deben generarse.

Por lo tanto, es importante saber adaptarse a ellos, para seguir siendo colaboradores efectivos.

Lea: Evita hacer esto en la entrevista de trabajo, pues de descalificará

“El cambio es la única cosa inmutable”, es una icónica frase del filósofo alemán, Arthur Schopenhauer, y se debe ser consciente de que los ambientes laborales afrontan infinidad de cambios y que en muchas situaciones cada colaborador deberá aportar estos cambios, explicó a tunota la psicóloga Francis López.

Por esto, se deben seguir algunas recomendaciones para afrontar de forma saludable cada uno de los cambios laborales.

¿Cómo afrontar los cambios laborales?

  • Mantenernos informados acerca de los posibles cambios que se generen.
  •  Conocer las ideas y sentires de los colaboradores con respecto a los cambios.
  • Promover una actitud de apertura y de aprendizaje continuo.
  • Mantenernos informados acerca de los posibles cambios que se generen, informar a nuestros equipos, esto permitirá un mejor manejo de la incertidumbre.

Vea: Conoce la importancia de mejorar la comunicación laboral

  • Conocer las ideas y sentires de los colaboradores con respecto a los cambios, sobre todo los de gran magnitud, esto se puede realizar a través de reuniones plenarias en grupos pequeños, en muchas ocasiones no hay un manejo adecuado de la emotividad de los grupos, por lo que es importante esta gestión.
  •   Promover una actitud de apertura y de aprendizaje continuo, si alguno de los colaboradores muestra dificultades ante el cambio tratar de estar más cerca de él y ayudarle en sus inquietudes.
  •  Establecer algunas acciones que marquen alguna costumbre para el equipo, como por ejemplo algunos viernes de desayuno juntos, tomar el té por la tarde, generar estas acciones compensarán con constancia  los cambios que se generen.
  •  Fomentar el hábito de agradecer y felicitar los esfuerzos de los colaboradores, esta clase de incentivos más sociales levantan el ánimo y la pertenencia del equipo.

Este es un artículo de la versión impresa de tunota. Lea más noticias relacionadas.

Además: 5 Consejos para mejorar tu trabajo en equipo