Alejandro Espinoza Salinas es de oficio carpintero pero desde niño soñó con realizar arte en las piedras, y es en medio de la pandemia que todo su talento salió a la luz al realizar una escultura en una zona de la capital de Honduras.

Sin embargo, Salinas dice que hay personas que han "menospreciado su trabajo" ya que al ver que es de bajos recursos económicos, le han ofrecido algunas ofertas que no valen lo que realmente cuesta su trabajo.

Temas relacionados

"Yo quiero conseguir patrocinadores para trabajar solventemente porque tengo necesidades básicas en mi casa, no solo es comer, también es la luz, el agua, cable y construir mi propia vivienda. Las personas que han venido supuestamente a ayudarme, yo veo que ellos quieren aprovecharse porque menosprecian mi trabajo" afirmó el escultor.

Alejandro Espinosa Salinas, escultor hondureño. Foto;Telemundo.

Esta obra de arte es la primera que Espinoza está realizando, y sueña con algún día poder tener la ayuda que necesita para hacer estas esculturas en todo el país. Después que culmine la que está en el Boulevar Comunidad Económica, seguirá tallando en lugares al rededor del aeropuerto Toncontín de la capital para poder mostrar el talento que tiene.

"Es un talento muy bonito, siempre que paso por aquí lo veo con un martillo haciendo esta obra que es muy hermosa, lo malo somos nosotros los hondureños que no sabemos cuidar el arte de otras personas en el país" dijo Charles Artiaga, ex bombero de Honduras.

Asimismo Artiaga manifestó que "no sirve de nada que el alcalde o el escultor hagan una cosa bonita en el país, si nosotros en una huelga lo destruimos, ¡no es justo! a nivel mundial por eso nos conocen, estamos en una esquina ponemos el pie en la pared, si fumamos o comemos tiramos la basura en la calle".

Te puede interesar: Esto es lo que se sabe del joven que terminó con los párpados destruidos durante protestas en el centro de Tegucigalpa