Por Jennifer Girón y Alexander Álvarez

Cuando se habla de periodismo en Honduras no se puede dejar de mencionar a Renato Álvarez, uno de los periodistas más influyentes de Honduras con más de 42 años de trayectoria en los medios de comunicación.

Sus inicios los hizo en deportes de Radio América, su primera casa, la que le abrió las puertas en el periodismo y que lo acogió por más de 19 años.

Luego pasó a la televisión dejando estelas en el desaparecido canal 63. Desde 2001, comenzó su larga trayectoria en Televicentro, donde actualmente es el director general del foro Frente a Frente y del noticiero TN5.

En marco del Día del Periodista hondureño, tunota.com se abrió paso entre la apretada agenda del periodista, para encontrar sus facetas humanas, pensamientos y consideraciones sobre la actualidad del periodismo hondureño.

¿Cómo ha sido su vida periodística?

Mis primeros 10 años fueron en deportes de Radio América donde tuve la oportunidad de cubrir un mundial de fútbol en México 86, cubrí las eliminatorias para otros mundiales.

Fueron 10 años apasionantes porque por primera vez Honduras iba a un mundial donde la radio tenía un influjo enorme en el periodismo hondureño, era el medio por el cual se informaban los hondureños tanto en deportes y prensa general.

De ahí estuve otros 10 años en prensa general y luego me pasé a la televisión en Canal 63 y en el 2001 hasta la fecha en Televicentro.

¿Desde niño se vio en el periodismo o le apasionó otra profesión?

Desde los 5-6 años soñaba despierto, era un idealista y soñaba con estar en el centro de un escenario deportivo o abierto rodeado de público y yo en el centro hablando.

Cuando me tocó tomar la decisión no elegí la carrera de periodismo sino la carrera de medicina, porque era otro desafío para mí, pero si me vi como periodista.

¿Y así es como llega a los medios de comunicación?

Llegué a los medios a mis 17 años cuando me gradué del bachillerato allá en mi pueblo, yo soy de El Porvenir, Francisco Morazán, y mi papá me dijo "yo sé que a vos te gusta la radio, toma 50 lempiras, viaja a Tegucigalpa", y en la madrugada tomé un bus y me vine a Tegucigalpa.

Rondé varias veces a las oficinas de Radio América donde solo miraba personas adultas y no tuve valor de entrar y decirles “quiero que me den trabajo aquí”, y me regresé a mi pueblo diciéndole a mi papá que era diciembre y que me esperara hasta enero, me regañó y al siguiente día me mandó con otros 50 lempiras, me envío tres veces y no tuve el valor.

Pero cuando me vine a matricular a la universidad en febrero de 1979, por pura coincidencia vi a Rodrigo Wong Arévalo en el registro de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH) y le dije que me gustaría que me diera una oportunidad en radio, y me preguntó si estudiaba periodismo y le dije que no, que estudiaban medicina.

De ahí me citó y fui a Radio América y ahí me dijeron que, si quería meterme a prensa general o deportes, tenía que renunciar a la carrera de medicina. Estuve en medicina como dos años, saqué las clases generales, algunas clases elementales y luego me retiré de la carrera.

¿Cuál ha sido la cobertura periodística que más marcó su vida?

Tengo una infinidad, un periodista es marcado por infinidad de coberturas. Me recuerdo que después del gobierno del Frente Sandinista con la revolución en Nicaragua se produjeron unas elecciones que generaron expectativas en todo el mundo, entonces Radio América decidió que el extinto periodista David Romero Ellner y yo cubriéramos esas elecciones en Nicaragua, que fueron las que ganó Violeta Barrios de Chamorro a Daniel Ortega.

Estuvimos 10 días en Nicaragua cubriendo el ambiente electoral, el día de las elecciones y dos días después de las elecciones. Todo eso fue un notición que los sandinistas habían perdido la oposición.

Pero realmente a mi lo que me marcaba el día a día era transmitir primicias informativas que generaran opinión pública y que las siguieran en el resto de los medios de comunicación y que al siguiente día aparecieran en la primera plana de los medios impresos.

¿Cuál ha sido su mayor reto durante tantos años de trayectoria?

Mantener los espacios en los que he estado al frente en el primer lugar de audiencia y primar los valores éticos en cada aspecto de la comunicación que atañen al ejercicio del periodismo.

Renato durante la campaña de lanzamiento de tunota.com en 2019.

¿Considera que el periodismo en Honduras se maneja con verdadera ética?

No me atrevo a calificar al periodismo nacional ni en lo colectivo ni en lo individual, porque en la profunda división que vive nuestra sociedad cada medio y periodista está convencido que sus políticas informativas y editoriales son las correctas para superar la crisis que nos abate.

¿Cree que el periodismo y los periodistas deben reinventarse?

El periodismo no se reinventa, son principios y códigos universales tan claros como el agua, en todo caso por los tiempos que vivimos, lo que cabe es adaptar los medios tradicionales a las nuevas tecnologías y en el caso particular de los periodistas no divorciarse de ellas.

Cómo se debe tomar el Día del Periodista, ¿Cómo un día para conmemorar la profesión o una oportunidad para reivindicarse?

Es una fecha para celebrar y recordar con actitud crítica algunos de los considerandos del acuerdo promulgado para instituir ese día como por ejemplo que la prensa es un factor de positiva importancia para la cultura de los pueblos, el afianzamiento de la paz y el prestigio de las instituciones, y sobre esto último, enormes retos tenemos los periodistas para señalar y presionar por que estas (las instituciones el Estado) recuperen un poco de prestigio, honor y vuelvan la mirada hacia un objetivo, al bien común y no personal y partidario.

¿Cómo han sido estos años frente a su equipo de trabajo?

Arduos, aunque mis equipos de trabajo siempre se han caracterizado por el pluralismo, es cierto que yo soy el jefe, pero dejo que todos brillen y saquen lo mejor de sí, yo no impongo, sino que consensuo desde la asignación de temas hasta la construcción de los mismos, yo dejo brillar a mis compañeros para que se sientan empoderados y no ovejas alrededor del pastor no siempre se comprende este estilo y no todos lo aprovechan

¿Qué opina sobre el papel de las mujeres en periodismo?

Genial, muchas veces más comprometidas y rigurosas que los hombres

¿Cómo quiere que lo recuerde la historia del periodismo en Honduras?

No me preocupo por cómo me recuerde la gente después de muerto, más me preocupa del cómo me miren hoy, desde la humildad yo trabajo para servir y transformar y sé que no siempre nuestra gente lo interpreta así, y eso si me preocupa, de tal forma que aquí si hago una excepción para reinventarse sin socavar principios

¿Se puede dejar de ser periodista una vez que ya lo mordió el gusanillo?

Muchos lo han hecho, el periodismo en buena medida está asociado a la vocación.

¿Frente a Frente es lo que más disfruta hacer?

Yo disfrutó con igual intensidad el Frente a Frente y el TN5 estelar.

¿Cómo visualiza su futuro y algún sueño aún por cumplir?

Simple, haciendo el bien, sin robarle su misión a los pastores y sacerdotes, llevando mi testimonio espiritual y solo espiritual a la gente, disfruto con pensar que en el anonimato puedo servir y ser agente de cambio.

¿Cuál sería su mensaje para las futuras generaciones de periodistas?

El de siempre, quien hace periodismo por fama, dinero y poder es cualquier cosa, menos periodista.

Además: Juan Carlos Barahona, 32 años haciendo periodismo radial con pasión, viajero y un furibundo motagüense